miércoles, 4 de junio de 2008

Ay Perales...

El día de la Marmota es una película que por su originalidad, siempre me ha gustado. Trata de un presentador que se queda atrapado en ese día y cada mañana despierta con la misma canción en la radio, los mismos sucesos, idénticas secuencias.

A veces, me pasa cuando hablo de Getafe.

Miremos hacia atrás 4 años, por ejemplo. ¿Qué problemas había en el municipio? Suciedad, vibraciones del tren, tema PSG, ecotasa... ¡los mismos que ahora!

Hay noticias que se repiten cíclicamente, podríamos hacer un corta/pega y publicar lo mismo. En Perales del Río pasa. Hace 3 años, más o menos, publiqué la violencia juvenil que sufría el barrio por falta de medidas en seguridad o programas deportivos y educativos (gané una querella por ello, y las formas aún no las he olvidado, que conste). Las asociaciones de Perales se mueven mucho, tienen una conciencia muy motivada del movimiento vecinal, van a los plenos, a los consejos de barrio, acuden a los presupuestos participativos y han conseguido muchas cosas gracias a esa unión entre todos. Algunos jóvenes de El Ventorro y Perales se comportan como salvajes y no consiguen soluciones. Esto provoca que acaben destruyendo lo que con esfuerzo consiguieron sus vecinos.

La plaza de Chinchón, recién remodelada, costó muchas horas de machacarle la cabeza al concejal de barrio, al alcalde y a la oposición. Se hizo. 400.000 euros de coste. ¿Qué ha durado? NADA, ya está destrozada. Se lo han cargado los nenes y lo dicen los propios vecinos.

Los coches que se apedrean ya suman la cifra de 25 en un día, y una de las reivindicaciones que más sudor ha costado a las asociaciones como es la línea nocturna de Perales a Getafe, pende de un hilo. Ya está de servicio, pero los conductores corren un serio peligro y terminarán por negarse a trabajar.

Está visto que otra petición legendaria, como es la de tener unidades fijas de policía en el barrio, no lo han conseguido (aunque el Gobierno local diga que sí, no es cierto). Y son años, muchos años, desgañitándose por lo mismo.


Es curioso ver la ideología de los presidentes de las diversas asociaciones: de IU o del PSOE, es decir, del Gobierno local, incluso algunas apoyaron públicamente la candidatura del propio alcalde, Pedro Castro, durante la campaña electoral. Lo que las diferencia al resto es que, aunque algunos son hasta afiliados de estos partidos, sí pelean de verdad por su barrio y apenas obtienen respuesta. Es una forma honrada de ejercer un puesto que no se realiza por ejemplo en La Alhóndiga, Sector III, Getafe Norte, Getafe Centro... Éstas en contraposición a Perales sólo sirven para engordar a sus presidentes como si fueran pollos. No sé exactamente cómo andarán de ánimos estas asociaciones tras las convulsiones socialistas en Getafe durante estos meses, pero se arrimarán al sol que más calienta, eso seguro. Son tan defensores de los vecinos que cuando vas a hacer un reportaje sobre cómo está el barrio, sus problemas, reivindicaciones, contestan que no tienen, que todo va perfecto. Increíble, los vecinos a quienes representan deberían saber que viven en barrios perfectos.


La cuestión es que Perales no tiene solución hasta que no se pueble de urbanizaciones enormes (al tiempo). Ahora son cuatro gatos abandonados en esa pedanía, que por mucho que griten, como están allá lejos... Dentro de cuatro años seguro que escribiré de ellos algo parecido, pero espero de verdad que consigan que algo cambie.

2 comentarios:

Gato Pardo dijo...

¿Que te parece el cambio que ha dado a su blog Miguel Angel Gasco?

A que reponde según tu opinión Sonia?

Congratulations por tu blog

Sonia Baños dijo...

Me parece muy bien. Un periodista como Miguel Angel Gasco, que está en muchas localidades cubriendo noticias, no puede estar sólo comentando aspectos de Getafe, sino que puede y debe, analizar otros acontecimientos.
De todas formas seguro que él mismo te puede contestar mucho mejor que yo, ¿no crees?.
Un saludo